Un hombre que estuvo involucrado en el siniestro vial que terminó con la vida de una joven de 22 años, en noviembre del año pasado, tenía que presentarse este jueves en Tribunales, pero no lo hizo y a raíz de esto la Justicia lo declaró en rebeldía.

La declaración fue por parte del juez de Garantías, Diego Sanz, quien solicitó un pedido de captura para llevarlo nuevamente al banquillo de los acusados.

El hombre conducía un Volkswagen Gol y cruzó la intersección de calles Vidart y Gobernador Rojas, en Rawson. En ese instante, giró en U y chocó a una motocicleta Honda Titán 150 centímetros cúbicos. En la misma iba de acompañante Flores. El conductor del rodado de menor porte era Gabriel Aballay, de 24 años, novio de la fallecida. El hecho ocurrió en noviembre del 2021.

Es acusado de homicidio culposo agravado por conducción negligente (en estado de ebriedad). El hombre tuvo su primera audiencia donde quedó sujeto a la investigación y en libertad. A cambio de someterse a la Justicia. Sin embargo, este beneficio fue revocado cuando este jueves no se presentó ante el magistrado que entiende en la causa.

La abogada del acusado, María Filomena Noriega, expresó, vía Zoom, que se comunicó con Muñoz hace un mes. En las últimas horas, aseguró que el implicado no le respondió el teléfono. Además, pudieron comprobar, por medio de la notificación judicial, que Muñoz ya no vive en el último domicilio que registró inicialmente.

Sin presentarse y sin poder ubicarlo, fue declarado en rebeldía y ahora pesa un pedido de captura en su contra, pese a la prórroga de 24 horas que solicitó su defensora Noriega.

Fuente: Diario Huarpe